martes, 23 de septiembre de 2008

Lluvia y calma chicha

Así han sido estos últimos días. Nana se va cada mañana a clases de alemán hasta no empezar la uni y yo, tras desayunar, básicamente hago de "amo de casa". Voy a comprar, limpio si hay que limpiar y hago la comida. Algún día quería salir a correr, pero entre la lluvia y el frío, creo que para lo único que me serviría es para coger un buen resfriado. También le dedico tiempo al blog por la mañana, y busco información sobre lo que voy a escribir, sinceramente una buena manera de aprender sobre las cosas que trato.

Como no tenemos tele, eso nos deja mucho tiempo para hacer otras cosas. Tras comer (normalmente escuchando "Radio Turingia", una forma más de intentar aprender lo que dicen), me dedico a traducir palabras con el diccionario y preguntarle cosas de gramática a Nana. Si no llueve, salimos a la calle, a dar una vuelta y tal. Siempre hay cosas nuevas por descubrir. Ayer por ejemplo reciclamos una silla que habían tirado y estaba perfectamente, ala, pal taller que nos estamos montando. Ahora nos hacen falta plásticos grandes para proteger las paredes y el suelo, para poder pintar con comodidad. Por la noche fui a buscar unas maderas que había visto, eran ideales para crear una mesa para el taller, pero cuando llegué al sitio, alguien las había roto. Así que habrá que esperar a que salga otra oportunidad. También fui a investigar como esta el tema de reciclar comida. Al lado de casa hay un super y eché un vistazo, creo que se podrá reciclar bien. Sobretodo cosas de verdura y fruta, ayer conseguí una piña. Está rica, hoy la comeremos de postre, jejej! Sé que a alguno de vosotros le sonará raro lo de "reciclar comida" o incluso os puede parecer raro que yo lo haga. Ahora no, pero en un tiempo os escribiré un post explicándolo bien.

Ah! También estoy dedicando algo de tiempo al dibujo. Y hemos empezado una especie de mural/colage en la pared de la habitación (ya os pondré fotos cuando esté más avanzado).

Como sé que os gustan las fotos, os voy a dejar una bastante graciosa. "Kinderhaus" significa guardería, pues esta parece más bien la guardería de las fiestas Goa con esas pintadas, jjajaj! Que les darán a los niños de merendar? Panecillos con LSD?

2 comentarios:

Kostompy dijo...

Veo que ya pudiste quitar lo de tener cuenta para comentar :)

Aquí tb llueve, y crea esa sensación de atemporalidad, de que no ha acabado de amanecer aunque sean las 3 de la tarde, con ese cielo gris crepuscular. Suena bonito lo del taller, a ver si tengo ocasión de verlo antes de que el camino te lleve a otra parte.

Y como no hace tiempo de correr, uno se dedica al gimnasio ;)

Neri dijo...

pues a mi me encantan los dias de lluvia, sentir la lluvia en la cara, poder salir a la calle sin deslumbrarte ni resecarte, sentir k todo el mundo se keda en stand by, pero tu sigues... Nose, me gustan mucho ^^

A ver que tal queda el taller ^^